domingo, 2 de mayo de 2010

Anibales (Fin I)



Mi admirada colega Escarola recomienda huir de los Güichos más finos y elegantes, los modales exquisitos serían delatores de una psicopatía oculta, recuerden a Anibal Lecter - corregido os podéis quedar con un Anibal Lector, cosa fina el Microsoft Word -. Así pues, teniendo que elegir entre tres pretendientes a invitarme a un café, seguiré el consejito y me quedaré con el más grosero. Hasta ahí, claro. La duda viene ahora ¿Cuál es más grosero de los tres?:
Pret 1)Culto (malo), amable (peor), sobrepeso (neutro), no demasiado aseado (¡hombre! una afinidad, ya vamos mejorando… ¡y alejada de las patías!). Motivos para invitarme: le gusta mi conversación. (Hablo muy poco, menos mal que le gusta). Su conversación yo la encuentro extremadamente espiritual pero no su cuerpo, supongo que las apariencias engañan pero por propia experiencia, es decir, porque lo he vivido en mis carnes, suelo engordar de un modo bastante material: tragar todo lo que se me ponga por delante - tal vez por problemas psíquicos, no se niega -. Además sospecho que tiene intenciones de salvarme, claro que yo he emitido señales de SOS, pero le veo, no sé, como si pensara que antes sería mejor hundirme la cabeza hasta el desmayo, no vaya a ser peligrosa. Y no tengo ganas de sufrir un ahogamiento, ni siquiera para que luego me rescaten.
Pret 2)Cuerpazo estupendo, (ni bueno ni malo según nuestro nuevo criterio, ósease, neutro, lásstima). Poco más que añadir. Motivos para invitarme: su novia está de viaje y él debe buscarse la vida. Esto, para una Catik novata podría significar que al menos es sincero y poco complejo, unas cualidades que valen su peso en oro (si las tuviera el pret 1… sueño) pero hacedme caso, si eso es lo que te cuenta, ni te preguntes que será lo que te oculta. Teniendo en cuenta además que la primera vez que te intentó camelar - si es que a una invitación tan directa se le puede llamar camelo - fue hace casi un año ¿otra vez vacaciones? Ah, claro, Semana Santa. Y no, no te garantiza que será discreto, aunque eso, desde nuestra nueva óptica, sería buena señal.
Pret 3)Bien, buen cuerpo, ni demasiado amable ni desatento. Presume de tener perras (catiks, lo siento, espiritual o no, esto siempre es BUENO, siempre que sea cierto y no se refiera a las guaus, de raza, que le acompañaban cuando le conociste; ni tampoco, claro está, a las mujeres). Lo que no es muy refinado, se supone, es fardar de ello, pero habíamos quedado en que eso es precisamente lo que buscamos. Motivo de la invitación: simpática. Mm. Me parece que no es lo bastante grosero como para descartar una posible psicopatía. Además, pensándolo bien, si con perras se refiere a las madames, sería estupendo desde nuestros nuevos esquemas, antes no me di cuenta, la falta de costumbre.

Bueno ¿con cuál me quedo? Quizás lo más grosero sería quedármelos a
todos ¿no creéis?, ¿algunos de vosotros al menos? (cómo cambia el mundo) pero creo detectar cierta incompatibilidad con mis tesis originales sobre la seguridad. O tal vez no, quizás el primero me salve cuando me encuentre con el segundo que me ha encontrado con el primero, nunca se sabe. O quizás pasen olímpicamente de todo y se monten un trío con la vecinita que está estupenda. De todas formas, saliendo con tres, siempre habrá más posibilidades de que alguien interrumpa algo ¿no? ¿Qué ese algo es que están a punto de descuartizarte educadamente? ¡Genial! Aunque descuartizarte es bastante grosero ¿descartará eso una psicopatía?

Enlaces a esta entrada:

Crear un enlace

<< Página principal