domingo, 22 de mayo de 2011

Parecidos razonables



Dos por uno, ahora que empieza el veranito:

MALDITA ESTIRPE DE ESCRIBAS

“Guardaos de los escribas, que gustan de andar con ropas largas, y aman las salutaciones en las plazas, y las primeras sillas en las sinagogas, y los primeros asientos en las cenas; que devoran las casas de las viudas, y por pretexto hacen largas oraciones; éstos recibirán mayor condenación”. (Lucas 20)

Detesto como pocos, meterme en los fregaos. No hay nada que odie más que la opinión pública, en el sentido de opinar y sentar cátedra públicamente, aunque también en el otro significado más habitual; con la dosis de grandilocuencia, hipocresía, vanidad, farándula y todos esos aderezos; ornamentos espirituales y lingüísticos, que ello conlleva y que tan rápido se aprenden. Los nuevos saraos de nuestra más vetusta España (¿qué quiero decir con esta última frase? Pues vaya usted a saber). Pero francamente, ya no puedo más. Me siento indigesta, como si viajara en la primera nave Alien y el bicho, introduciéndose por mis orejas o por mis ojos, en este caso concreto, amenazara con reventarme; ensuciando lo que los supervivientes tendrán que limpiar, sin agacharse demasiado, no vaya a ser. Lo que me trae por la calle de la amargura son “las dos cosas que han basculado el panorama francés en estos días, dejando boulversados a los atónitos vecinos” (la cita no es del todo literal): el embarazo de Carla Brunila y la acusación por intento de violación de JR a una mucama allá en los EE.UU. ¿Por qué será que los malos tienen nombre de café? Dicen que en Turquía, allá por los siglos pasados, su consumo estaba penado con la muerte. Y ahora tan ricamente.
Y ahora dejo paso un momento a mi maridito, porque las cosas fuertes se las dejo siempre a él:
Vale, jabru. Allá voy. Que ojalá que a ciertos pendejos a quienes, dios sabe por qué, se les publica sus desvaríos en diarios importantes - para que todos nos aterrorizemos de los colgados que tienen poder y amistades, de otro modo no se explica - ; les metan una pica por el orto. Y se presenten de esta guisa como símbolo y bandera - basta añadirle la tela al mástil - de la nueva revolución sexual, harta de rancias morales estrechas. A ver si ese asunto tan personal les parece una trivialidad prefabricada, al lado del devenir económico de nuestros países. O séase, para que sigan arreglando el mundo desde sus camitas, mostrando el heroísmo que se les adivina. Valga la presunción de inocencia, como dicen acá.
Por dios, que no creí que mi maridito llegase a ser tan basto y tener tan malababa. Pero París bien vale una misa.

Gracias, David Gislau, y más teniendo en cuenta el vertedero de las orillas de algunos tramos por los que corre este río. De él es casi lo único decente que he visto entre esos periódicos que se presumen imparciales y justos.
Bueno y ahora, a apagar el calentón, porque no se muere el bicho, nos morimos nosotras y con ello el futuro de la especie.
- O no, que la ciencia aún tiene camino que recorrer, catikita.
- Dios nos pille confesadas, salmoncito.
- No te me pongas sentimental.
- Mira que sabés charmelarme, amor.
.....................................................................................
N.T.

Orto: palabra de origen argentino. Significado: Culo
Charmelarme: palabra compuesta de origen francés. Charme: encanto. Larme: lágrima.
Significado: Camelar (aquí: camelarme)
.................................................................................
Cambiando de tema.
Decía el otro día Martirio, si no recuerdo mal, que le gustaría haber escrito la canción de Ne me quitte pas. A mí me gustaría haber escrito la de don´t talk to strangers, tal y como la traducían en youtube aunque dice mi maridito que la traducción no es del todo correcta y que esta otra le parece mejor:
http://www.songstraducidas.com/letratraducida-Dont_talk_to_strangers_21355.htm

Enlaces a esta entrada:

Crear un enlace

<< Página principal